• Lo último

     

    lunes, agosto 24, 2020

    Discotecas clandestinas siguen funcionando con total impunidad

    Pese a la grave situación que pasa el país por la pandemia del coronavirus, muchas personas continúan desobedeciendo las órdenes del Gobierno, con lo que en riesgo su vida y la de sus familiares.

    En esta ocasión, agentes de la Policía Nacional, el Ejército y el Serenazgo de Santa Anita llegaron hasta una vivienda de este distrito, ubicada en la avenida Los Chancas de Andahuaylas, la cual funcionaba como discoteca. Allí intervinieron a 33 personas, hecho que recordó lo ocurrido el último sábado 22 de agosto en un bar de Los Olivos.

    La noche del último sábado, los detenidos se encontraban celebrando una fiesta de cumpleaños, cuando fueron sorprendidos por las fuerzas del orden, quienes respondieron a la alerta enviada por los vecinos de la zona debido a la bulla que provenía del lugar.

    Según Latina, a su arribo, los efectivos se encontraron con que los asistentes no respetaban el distanciamiento social, pese a que la mayoría portaba la mascarilla obligatoria, exponiéndose al contagio si uno de los presentes se encontraba infectado con la COVID-19.

    Asimismo, los agentes encontraron gran cantidad de bebidas alcohólicas y terminaron decomisando hasta 12 cajas de cerveza.

    Durante el operativo, algunos se mostraron indiferentes ante la autoridad y ofrecieron resistencia al momento de ser retirados de la vivienda. Finalmente, fueron trasladados a la comisaría del sector, donde serán puestos a disposición del Ministerio Público para determinar las sanciones.

    En otro operativo, las autoridades procedieron a la colocación de muros de concreto en una losa deportiva, donde varias personas venían organizando partidos de fulbito. La Municipalidad indicó que hasta 200 sujetos han utilizado dicho espacio para juntarse y jugar.

    Fuente: LaRepublica.Pe

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    DEPORTE

    ENTRETENIMIENTO

    ACTUALIDAD