• Lo último

    lunes, junio 29, 2020

    Cuidado: Glovo no cumple con los protocolos de seguridad

    Hacer un recorrido de más de 12 horas en moto para recoger y entregar productos en plena pandemia sin tener un vínculo laboral es igual a arrojarse a una piscina llena de clavos: hay 0% de probabilidades de salir ileso.

    En tiempos de enfermedad y cuarentena, trabajar al aire libre como un falso autónomo es sacrificar la vida, así lo sostienen más de 50 motorizados de Glovo.

    Ellos indican que la aplicación no cumple con los protocolos sanitarios. Todos decidieron ocultar su identidad por temor a represalias.

    El primer sábado de junio este diario recibió la denuncia de Óscar (43) y otros de sus compañeros, quienes acudieron el 1 de este mes al sótano del Estadio Nacional (el centro de control de Glovo) con el fin de ser desinfectados antes de iniciar la jornada, pero lo que encontraron y encuentran hasta ahora es aglomeración.

    “Parece una discoteca. Todos estamos juntos. Lo de la desinfección es ‘finta’ porque varios salimos a trabajar sin hacerlo”, comentó David (32), uno de sus compañeros.

    Aquel día Óscar no pudo pasar por la desinfección y tuvo que volver a su hogar. El martes en la mañana lo atacó una carraspera, pensó que era una simple gripe, pero el malestar empeoró hasta sentir una fiebre de 39,5 grados y un gran cansancio muscular.

    Decidió reposar, pero en la madrugada del miércoles se dirigió al hospital Negreiros porque tenía dificultades para respirar (uno de los síntomas graves según la OMS). Allí le diagnosticaron la Covid-19.

    Óscar se comunicó con el chat de soporte. Se supone que debía activarse el protocolo y el seguro contra la enfermedad. Pero le dijeron: “Nosotros no vemos eso. Manda un correo por favor” (ver foto).

    Envió el correo, tardaron en responder, y lo único que recibió fue un formulario de accidentes. Envió otro correo y le pidieron el acta. Luego de ello Glovo dejó de responderle. “Fue una burla”, recuerda.


    Así, mientras se encontraba en casa cumpliendo con el aislamiento, recibió un pedido, lo cual va en contra de lo que predica la empresa y del protocolo de este sector, el cual dice que para estos casos “se deniega la habilitación en el aplicativo para la prestación de los servicios”.

    Entonces, recién casi una semana después, la plataforma le dio a Óscar el acceso al seguro y al fondo económico. Pero no por voluntad propia sino a raíz de una nota de denuncia en el portal lamulape.

    En aquel momento, Glovo sostuvo que su tardía reacción se debió a un “error en la activación del protocolo”.

    Asimismo, señaló que realizarán una “investigación interna”, cuando en realidad este caso debería ser indagado por la autoridad inspectiva, de acuerdo a lo decretado por el Ejecutivo, pero hasta ahora la Sunafil no se ha pronunciado.

    Una de sus colegas, Rosa (29), comentó que esto sucede porque los repartidores tanto de Glovo como de Rappi no pasan por la prueba rápida a pesar de ser estar constantemente expuestos.

    De acuerdo a lo dicho por ella, los lineamientos del Ministerio de Salud (Minsa) señalan que se deben aplicar pruebas serológicas o moleculares a las actividades de muy alto, alto y mediano riesgo.

    A esto es necesario agregar que el protocolo de delivery por terceros no detalla quién debería velar por la aplicación de la prueba, lo que desprotege al repartidor.

    Mientras que el protocolo de delivery para restaurantes señala que todo el personal que no mantenga una distancia de al menos dos metros debe pasar por una prueba rápida y se señala que cada empresa debe evaluar el riesgo de cada puesto.

    ¿Se le hizo la prueba a los repartidores de Rappi por estar aglomerados? ¿Se les hará a los de Glovo?

    Así como a Óscar, otros señalan que tienen compañeros que se encuentran con síntomas y no acuden a Glovo porque saben de antemano que la app será indiferente y no los apoyará.

    Alex (31) señaló que “el famoso fondo económico que da la plataforma por los 14 días de aislamiento es un insulto porque esta dependerá de los ingresos que hayas generado en las dos últimas semanas”.

    ¿Cuánto gana un motorizado en ese periodo? Ellos señalan que hasta S/ 260. Eso es lo que Glovo les daría en caso de salir contagiados.

    Los motorizados señalan que el “esclavismo moderno” continúa. “Mira, tienes que ir a todos estos puntos (San Isidro - Miraflores - Surco - Cercado de Lima - San Borja) para ganar solo S/ 22”, señala Sol (25).

    Ella menciona que les obligan a ir porque si lo rechazan les bajan puntos y no pueden coger horas, por ende no pueden trabajar y recibir un ingreso.

    Esta es solo un pedazo de la precariedad laboral por la que atraviesan sus repartidores, los cuales fueron recogidos en una publicación anterior.

    Ser repartidor es ser vulnerable. No solo lo dicen ellos y los expertos en la materia, también lo indica la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

    El reclamo de la relación laboral no es de ahora, viene desde hace un año. Para los motorizados, lo establecido por el Gobierno no se acata. “Glovo no cumple con los protocolos, su seguro contra la Covid-19 es una mentira”, concluyen sus propios repartidores.

    Ellos revelaron que, luego de sus denuncias, la app les ha prohibido usar celulares dentro del centro de desinfección.

    Además, confiesan que luego de la denuncia de Óscar hay más casos de sintomatología e infección que están siendo ignorados por la app.

    Tanto Glovo, Rappi y otras plataformas poseen un “sistema perverso” y por ello abundan los vacíos dentro del protocolo, sostuvo Alejandra Dinegro, socióloga e investigadora del rubro.

    “A las app no se les exige pagar la prueba rápida, y si hay un caso de contagio se le asigna toda responsabilidad al repartidor y al cliente. Se puede comprobar con la primera denuncia pública”, expresa.

    Como se recuerda, Rappi fue denunciada por aglomerar a sus motorizados. Este diario recurrió a Sunafil para conocer detalles del caso, pero nos remitieron al Ministerio de Trabajo, pero no recibimos respuesta de ninguna entidad al cierre de esta edición.

    “Es triste que hasta ahora la ministra de Trabajo, Sylvia Cáceres, no se haya pronunciado, teniendo un informe que aborda la problemática”, comentó Dinegro.

    Y, ante la inercia de las autoridades, la experta señala que el Perú tendrá su propio observatorio de plataformas, que estaría lanzándose en julio, junto a un grupo de trabajo conformado por economistas y trabajadores de estas app.

    “Queremos brindarle información y estudios a las entidades públicas. El MTPE no maneja cifras respecto a esta actividad. Con esta data se podría realizar avances en materia de relación laboral”, precisó.

    Antes de la pandemia, los motorizados evitaban los accidentes, ahora también deben evitar un virus que no aminora su propagación. El Gobierno y la Ministra de Trabajo siguen en silencio.

    Ellos seguirán recorriendo las pistas, mientras tanto.

    Glovo responde
    Glovo señaló que están abiertos a discutir la regulación de las app, pero insiste en calificarse como “intermediaria” del empleo, cuando la jurisprudencia existente en el mundo la señala como empleadora.

    En relación al protocolo, afirmó que “evitan aglomeraciones y cumplen con la desinfección”.

    Sobre el repartidor contagiado, la app dijo que se le dio el “fondo económico”, el cual consiste en la cantidad de servicios que hizo durante las dos últimas semanas antes del anuncio del Estado de Emergencia, es decir, previo al 16 de marzo.

    Los repartidores señalaron que en ese periodo se ganaba solo S/ 60 más que ahora.

    “Incluso si el promedio de ingresos del repartidor fue bajo, contamos con un monto base garantizado”, resalta Glovo. Se solicitó dicho monto, pero la app decidió no responder.

    Asimismo, indicó que no tuvieron ningún caso positivo desde el inicio de operación. ¿Cómo garantizarlo si no aplican las pruebas?, se les consultó.

    Glovo respondió que el protocolo no estipula la toma de pruebas, a pesar del riesgo de la actividad.

    Fuente: LaRepublica.Pe

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    DEPORTE

    ENTRETENIMIENTO

    ACTUALIDAD