• Lo último

    domingo, diciembre 23, 2018

    Ambulantes se adueñaron de las calles de Trujillo ¿Y Elidio?

    Desplazarse por las cuadras 6, 7, 8 y 9 del jirón Gamarra, en pleno Centro Histórico de la ciudad de Trujillo, se ha convertido en verdadero dolor de cabeza para la población, debido a la gran cantidad de comerciantes ambulantes instalados en la vía pública para vender sus productos en estas fiestas de Navidad y Año Nuevo.

    Los vendedores informales, muchos de ellos de nacionalidad venezolana, han tomado las veredas y parte de la pista con su mercadería, dificultando el paso de la gente e incluso de los vehículos que demoran más de la cuenta para avanzar.

    El caos y desorden se han apoderado de esta zona del centro histórico, en especial en las “horas punta” y es evidente la falta de autoridad de la comuna para frenar una situación de este tipo. Los informales hacen lo que quieren y se observa pocos agentes policiales y de Serenazgo en los mencionados puntos.

    Pero eso no es todo. El viernes en horas de la noche los vendedores de comida, emolientes y hasta de pirotécnicos, prácticamente se apropiaron de la plaza de armas.

    Jalón de orejas a Edilio
    Ante el desborde del comercio ambulatorio en las calles del centro histórico, el gobernador regional de La Libertad, Luis Valdez Farías, exhortó al alcalde provincial Elidio Espinoza Quispe a no descuidar el orden en la ciudad y a trabajar hasta el último día de gestión.

    “Hay que tener mucho cuidado para evitar que vaya a ocurrir una desgracia como la sucedida en Mesa Redonda, en Lima (el año 2001, cuando murieron más de 300 personas) y los bomberos no pudieron cumplir con su tarea debido a la aglomeración de ambulantes en las calles”, recordó.

    La desgracia se desató debido a la acumulación de gran cantidad de artefactos pirotécnicos en almacenes y el mal estado de las conexiones eléctricas que provocaron un siniestro.

    “La autoridad local tiene que trabajar hasta el 31 de diciembre, no se puede descuidar a la ciudad”, enfatizó Valdez Farías.

    Todos somos testigos de cómo las calles han sido ganadas por los ambulantes, lo que amerita una intervención, un trabajo inmediato de la comuna, ya que es su competencia mantener el orden y controlar a los ambulantes.

    “Pido al alcalde ponga orden y autoridad para proteger la vida humana. Estas son fechas complicadas. La gente sale a buscarse la vida y llevar el alimento a su mesa, pero esto debe hacerse respetando las áreas públicas. De por medio está la vida humana. El alcalde debería llevarlos a recintos feriales donde puedan ofrecer sus productos”, insistió la autoridad regional.

    Fuente: LaRepublica.Pe

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    DEPORTE

    ENTRETENIMIENTO

    ACTUALIDAD